¿Por qué usar emuladores?

Aunque la manera más auténtica de disfrutar un juego clásico es en la consola real, según pasa el tiempo esto va haciéndose cada vez más difícil, ya que tanto dichas consolas como los propios juegos (CD, cartucho, disquete, etc) van estropeándose, y dado que su fabricación terminó hace tiempo, el número total disponible es cada vez menor, con lo que los precios a los que los podemos conseguir a través de la venta de segunda mano es cada vez mayor.

Las consolas en buen estado son cada vez más escasas
Las consolas en buen estado son cada vez más escasas

Por otra parte, las propias consolas antiguas son cada vez más incómodas de utilizar, dado que frecuentemente utilizan conexiones hacia la TV de tipo analógico, que las modernas TVs van abandonando poco a poco, entre otros motivos por la pérdida de calidad de imagen que traen asociada, no apreciable en las viejas TVs de tubo de rayos catódicos, pero muy distinguible en las modernas TVs LED de gran tamaño y resolución.

Otra ventaja de la emulación es la facilidad para jugar en dispositivos portátiles como smartphones o tablets, cosa que no es normalmente posible con la máquina original.

Por todo esto, cada día más gente valora la alternativa a coleccionar consolas antiguas y juegos para las mismas: la emulación.

Recuerda que en esta misma web te ayudamos a encontrar los emuladores, archivos y accesorios necesarios para jugar los videojuegos clásicos. Todo está en el menú de más arriba.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *