La saga Super Mario Bros.

Antes de la NES, la industria de los videojuegos domésticos casi se arruinó completamente. El Super Mario Bros. de Shigeru Miyamoto salió al rescate justo a tiempo trayendo gráficos brillantes y vivos, un entorno mágico, y una jugabilidad adictiva para una industria cansada. Además de salvar la industria del videojuego también ayudó a Nintendo a posicionarse como nueva potencia en la industria del videojuego doméstico, destronando a Atari.

Aunque no es terriblemente difícil, Super Mario Bros. ofrecía a un nivel de reto maravilloso, con sus
enemigos variados, trampas y secretos (como la variedad de cañerías atajo esparcidos por el juego). Con su entonces impresionantes gráficos y melodías pegadizas, Super Mario Bros. era imposible de ignorar. (Incluso hoy en día, los paisajes y los temas musicales están grabadas en nuestras mentes).

Después del tremendo éxito del primer juego de Super Mario Bros., se puede imaginar la expectación de una secuela. En Japón, Nintendo sacó una secuela directa de Super Mario Bros., pero fue considerado demasiado difícil para la audiencia de los videojuegos estadounidense.

Para remediar esta situación, Nintendo reutilizó otro juego de plataformas japonés, conocido como Doki Doki Panic, sustituyendo los personajes por los del mundo Mario Bros. y poniéndole el nombre de Super Mario Bros. 2. Los que resultó fue un juego que desconcertó a muchos jóvenes fans de Mario, pero se las arregló para ser extraño pero entretenido.

En esta nueva entrega de Mario, los jugadores podían jugar como uno de cuatro personajes diferentes: Mario, Luigi, la Princesa Peach o Toad, cada personaje tiene una característica única que le da ciertas ventajas sobre los otros. En una tierra mágica donde es necesario sacar verduras de la tierra y tirárselas a los enemigos, y saltar grandes distancias, había un poco de estrategia en la selección de personaje. Aún con todas las quejas recibió Super Mario Bros 2., fue un interesante cambio de ritmo para los fans de Mario y sigue siendo un viaje nostálgico peculiar para muchos.

Con una película de largometraje (El Campeón del videojuego) que sirvió como marketing único, Super Mario Bros. 3 era uno de los juegos más publicitado y anticipado de todos los tiempos (y con razón). Se cogió todo lo que funcionó en el juego original de Super Mario Bros. y se le dio un cambio de imagen que rozaba la innovación de consolas posteriores.

Super Mario Bros. 3, ofrece ocho mundos muy singulares, cada uno con numerosos niveles. Se utiliza un sistema de mapas para la navegación innovador que hizo volar la mente de muchos fanáticos de Mario. Si bien se mantiene fiel al formato del original, Super Mario Bros. 3 introdujo nuevos elementos en el juego, como trajes especiales que dan a Mario nuevas habilidades, y multitud de nuevos poderes.

Super Mario Bros. 3 simplemente hizo exactamente lo que tenía que hacer como una secuela de Mario. Casi cada nivel presenta un grado perfecto de desafío y la aventura en sí es larga y variada. Nintendo afinó su habilidad para crear una presentación llena de diversión con un montón de secretos ocultos que regalan a los jugadores un viaje increíble de principio a fin.

La influencia de la serie Super Mario Bros para NES fue evidente en las eras de 8-bit y 16-bit con numerosos clones creados por casi todos los editores para todas las consolas. Sin embargo, muy pocos siquiera podía competir con el original.

Recuerda que en esta misma web te ayudamos a encontrar los emuladores, archivos y accesorios necesarios para jugar los videojuegos clásicos. Todo está en el menú de más arriba.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *